UNIDAD 6. MERCADO OCULTO DE TRABAJO

Tres de cada cuatro ofertas de empleo en España, el 75% del total, se encuentran en el "mercado oculto", aquellas vacantes que las empresas prefieren no hacer explícitas y que cubren acudiendo a sus propias fuentes de reclutamiento, bases de datos, intermediarios o referencias de personas de confianza, según un estudio de Lee Hecht Harrison, división del Grupo Adecco.

La mayoría de las personas que buscan empleo acceden a las ofertas a través de la prensa, la radio, la televisión, bolsas de empleo e Internet, que son las que componen el mercado abierto, pero por esta vía están accediendo a tan sólo al 25% de todas las ofertas de empleo que hay en España, y no teniendo en cuenta el "mercado oculto", que puede suponer el 75%. Esta situación pone de manifiesto la "dificultad añadida" a la que se enfrentan los demandantes de empleo a la hora de buscar trabajo, y que pone de relieve que buscar empleo requiere de una planificación y preparación para tener mayores probabilidades de éxito y reducir el tiempo de recolocación.

Así que ya puedes empezar a valorar el meterte de lleno en este mercado oculto si no quieres perder oportunidades. De paso con esta última unidad estás revisando varios de los contenidos de las anteriores unidades del campus:

UNIDAD 1. MENSAJE DE VALOR CON EL QUE ENTRAS EN EL MERCADO OCULTO.

UNIDAD 2. INSTRUMENTOS CON LOS QUE IGUALMENTE ENTRAS EN ÉL.

UNIDAD 3. LINKEDIN CONTIENE CONTACTOS QUE MANEJAN OFERTAS NO PUBLICADAS.

UNIDAD 4. ORGANÍZATE LA BÚSQUEDA INCLUYENDO HACER CONTACTOS.

UNIDAD 5. MARCA PERSONAL PARA HACERTE MÁS VISIBLE EN ESE MERCADO.


1. Y esto del mercado oculto ¿por qué pasa?

Según Adecco, muchas empresas optan por no hacer públicas sus ofertas de empleo por motivos de confidencialidad, evitando así desvelar a la competencia hacia dónde quieren encaminar su estrategia en función del puesto requerido.

En otras ocasiones, en función del tipo de información que manejan y la importancia de la misma, se prefiere recurrir a gente referenciada, avalada por personas de total solvencia, antes que recurrir a desconocidos que, si bien pueden tener un currículo impecable y una amplia experiencia en puestos similares, se desconocen sus actuaciones frente a algunas situaciones límite.

De igual modo, los trabajadores con referencias sobre su desempeño en un mismo puesto al ofertado, pueden optar más rápido a dicho empleo, ya que en muchos casos supone un ahorro en formación y, sobre todo, en tiempo para las empresas, ya que tanto su adaptación como su rendimiento pueden ser más rápidas.

Un listado ampliado de razones por las que existe un mercado oculto de ofertas podría ser este:

  • Evitar dar pistas a la competencia sobre la dirección estratégica de un negocio.
  • Mayor confianza en personas conocidas y con referencias para ocupar determinados puestos.
  • Interés por una persona concreta cuya aptitud para el puesto se conoce por contactos profesionales o experiencias previas.
  • Respetar la confidencialidad en los procesos de caza de talentos de otras compañías del sector (headhunters).
  • No alimentar el malestar entre el personal propio, publicando nuevas contrataciones, mientras se ejecutan despidos de forma paralela.
  • Reducir los costes de un proceso selectivo, cubriendo las vacantes por vías más rápidas.

2. Y ¿cómo accedo a ese mercado oculto?

El acceso a estos puestos de trabajo requiere una estrategia activa en la búsqueda de empleo. No es suficiente con responder a las ofertas publicadas y difundidas a través de los canales habituales.

1. Autocandidaturas

La Autocandidatura espontánea puede resultar efectiva, si se lleva a cabo siguiendo algunas pautas:

  • Debe ser personalizada, dejar claro que conoces bien la empresa y su actividad, y poner en valor lo que eres capaz de aportar. Una carta estándar, en la que sólo se modifica el nombre de la empresa a la que te diriges, y que se limita a repetir lo que ya viene en el CV, o a enumerar cualidades personales, no atraerá la atención de la empresa.
  • Tanto el CV como la carta de presentación, en su forma y contenido, deben ser un reflejo de tus aptitudes profesionales. Por ejemplo, si te dedicas al diseño gráfico, la publicidad, o la comunicación audiovisual, por poner sólo un ejemplo, evita enviar el CV clásico. Tendrás que currártelo un poco más, si quieres distinguirte del resto de personas candidatas, y despertar en la empresa interés por conocerte.
  • Ha de ir dirigida a la persona adecuada, lo que requerirá contactar de forma previa con la compañía.


2. La importancia del 'networking'

Otra vía eficaz es la práctica del networking. Ya hemos explicado que las empresas se decantan a menudo por profesionales con los que ya han tenido algún contacto, o de los que tienen alguna referencia. Podemos ampliar nuestra red colaborando en actividades o proyectos empresariales, reuniéndonos con otros profesionales, participando en eventos y actividades de nuestro sector, o creando y compartiendo contenidos en los grupos profesionales de las redes sociales.

Los datos confirman una realidad de sobra conocida: los contactos son uno de los activos más valiosos en el mercado laboral y pueden ser clave para encontrar un empleo. Las compañías valoran tener referencias positivas de los candidatos y prefieren contratar a personas que vengan recomendadas por alguien de confianza.

A través de la red de contactos, las empresas se ahorran costes en los procesos de selección, y, al mismo tiempo, evitan publicar detalles de su estrategia empresarial para que no llegue a oídos de la competencia.

Por su parte, Internet (las plataformas de empleo, los sitios web corporativos) es el método por el que dos de cada diez candidatos logran un empleo. En menor medida, están las candidaturas que se tramitan a través de un intermediario (7%) y el 1% que consigue un empleo gracias al 'redeployment', cuando un candidato se recoloca en otra posición en su misma compañía.


3. Otras opciones

Cuando hablamos de personas sin experiencia, una de las formas más efectivas de acceder a este mercado, es la realización de prácticas profesionales y la participación en los diferentes programas que empresas y entidades formativas llevan a cabo para la atracción y formación de jóvenes con talento. También es recomendable inscribirse en los portales de las propias empresas (incluso si no tienen ofertas publicadas), y acudir a ETT´s, Consultoras especializadas o Reclutadores en la Red.

No te cortes compartiendo con conocidos y amigos tus intereses profesionales, no se trata de pedir favores, ni poner en un compromiso a nadie, sino de darte a conocer y acceder a información sobre posibles oportunidades.

Por último, la fórmula infalible de multiplicar nuestras posibilidades de encontrar empleo, es dar lo mejor de nosotros mismos en los diferentes contextos en los que nos desenvolvemos. Cuando aquellos con quienes tratamos nos perciben como personas amables, con buena predisposición, profesionales e implicadas, es más probable que piensen en nosotros como posibles candidatos o candidatas a ocupar una vacante.

>>> En este video tienes un resumen de todo lo explicado en esta unidad.<<<